Nuestro lema

Nuestro lema

martes, 9 de enero de 2018

Top 5 RESTAURANTES RECOMENDADOS 2017 – 2018

Se termina el año y como todo hombre responsable y comprometido consigo mismo y con una causa, voy a hacer un balance. El año 2017 fue un muy buen año; aprendí muchas cosas importantes que me ayudarán a ser mejor ser humano y me permitirán disfrutar más de la vida; ingresé a un círculo de sibaritas de la ciudad que me han acogido con respeto y cariño y que me han regalado varias satisfacciones y la entrada a muchos eventos gastronómicos importantes y deliciosos. Salí también evolucionó y gracias a mis redes sociales, a este blog y al programa de radio, he tenido la oportunidad de conocer a personas maravillosas que le apuestan a sus sueños, que luchan incansablemente por arrancarle una sonrisa a otros con sus proyectos gastronómicos y de turismo y que sin más, están haciendo de éste, un mundo mejor. A varias de ellas hoy por hoy las conservo entre mis amigos y en mi corazón.
Este año también me atreví a buscar la realización de un sueño nuevo, de una idea que me rondaba la cabeza hacía tiempo y a la que no le había invertido suficiente energía para hacerla realidad. Ya saben, me gusta mucho comer y comer bien, y cómo muchos conocidos y desconocidos me buscaban para saber a qué lugar ir a disfrutar de una buena experiencia gastronómica, siempre me imaginé llevándolos de la mano y compartiendo con quien me lo preguntaba. Así pues que decidí hacer mi primer experimento: invitar a varios amigos a que me acompañaran a un buen lugar, pedir algo especial, lograr que el chef nos hablara sobre lo que íbamos a comer (este detalle siempre me ha parecido una de las mayores ventajas que he tenido en este mundo, pues poder hablar con el creador del plato, que me cuente su historia y de cómo concibió la propuesta ha hecho que la experiencia, para mí sea superior, más sabrosa, más profunda) y aprender a maridar la comida con un buen vino, tal y como se hace alrededor del mundo, mientras se aprende el porqué de la decisión de un vino tinto, o blanco o rosado. Sí, lo hice, lo logré y no lo hice una sola vez, lo hice cinco veces y de ahí viene este post, el top 5 de los mejores restaurantes que visité en el 2017 y que te recomiendo a vos para que los conozcas e inicies en ellos y con ellos, las mejores experiencias gastronómicas de este año 2018 que comienza. Espero que te gusten, Salí conmigo a los cinco mejores restaurantes que conocí en el 2017 y perfectos para Salir a disfrutar este 2018.


Número 1: LA PAMPA PARRILLA ARGENTINA


A dos cuadras del segundo parque de Laureles, un espacio bien agradable, cálido y muy argentino, en el que Esteban o Elio, sus administradores oriundos del país austral, con su equipo de trabajo, cocineros y meseros atentos, preparados y serviciales, te ofrecen la oportunidad de vivir una deliciosa y auténtica experiencia gaucha. Platos recomendados: Entrada: empanada argentina, deliciosa.
Plato fuerte: Bondiola asada (corte de cerdo) Jugoso, suave, sabroso, acompañado de un cremoso puré de papa, o papa al horno y siempre está abierta la barra de ensaladas.
Postre: Alfajor argentino y helado de vainilla.
Maridaje: Vino blanco para entrada; Vino tinto, plato fuerte y Vino rosado espumoso para el postre, todos los vinos de marca “finca La Escondida”.

Numero 2: DOÑA LECHONA



Primer Parque de Laureles (Cl. 39d #73-106). Este es un restaurante que está ahí para sorprenderte. Si bien su nombre pareciera indicar que es un lugar para comer solamente lechona, al mirar su carta de menú te vas a dar cuenta de este plato tolimense sólo es uno de los más de 35 platos típicos de todas las regiones de Colombia que te puedes encontrar. Aquí te vas a poder dar el gusto de viajar por todo el país sentado en una mesa, los sabores, olores y colores que te vas a encontrar son apasionantes y lo recomiendo sin miedo a equivocarme para por ejemplo, llevar a los extranjeros a conocer nuestra gastronomía. Qué te recomiendo:
Entrada 1: Abrí el apetito con unas empanaditas de lechona, gran presentación.
Entrada 2: Bollo boyacense: un envuelto de masa de maíz con queso y bocadillo por dentro. Es dulce y salado a la vez, no vas a creer la delicia de este plato.
Plato fuerte: Posta cartagenera: Plato tradicional de Cartagena, un trozo de carne muy bien cocido a tres técnicas, con una salsa oscura medio dulzona y muy sabrosa, acompañada de arroz con titoté (arroz con coco), carimañolas de yuca con suero costeño y ensalada fresca. El plato es ¡Brutal!
Postre: Arroz con leche: ¡Virgen santísima! Este plato me hizo volver a mi infancia, tiene todo el sabor de las abuelas, es cremoso, esponjoso y con el toque perfecto de dulce, ahh, si, viene con arequipe (dulce de leche).
Maridaje: Para las entradas vino blanco, para el plato fuerte Vino tinto y para el postre, rosado espumoso, todos marca Carlo Rossi.

Número 3: EL GRASPO DE UVA


Una cuadra abajo del Parque del Poblado (Cl. 9 #43B-55). El que ame la comida y la disfrute en todas sus presentaciones, sabe que una de las más reconocidas e importantes del mundo es la italiana. Creo que no conozco a una persona que no ame o por lo menos disfrute de vez en cuando de una buena pizza, tampoco conozco uno solo que me haya dicho que no come pastas porque le desagradan. Bien, este restaurante creado y dirigido por don Giorgio, un nativo de Verona, Italia, sabedor como ninguno de vinos y por supuesto de la buena comida, tiene no solo una de las mejores pizzas de la ciudad (que conste que no lo digo yo, lo dice Tulio Zuloaga de Tulio recomienda) sino que tiene unas muy buenas pastas y otro par de maravillas que te harán enamorar de la gastronomía del país de la bota. Que te recomiendo:
Entrada 1: Pizza caprichosa (Llamada así por don Giorgio porque cuando la inventó le puso ingredientes a su capricho) y pizza margherita que es la típica y famosa pizza napolitana que trae queso, jamón, tomate y albahaca. Sin iguales las dos.
Entrada 2: Carpaccio de res. Esta carne cruda en láminas, muy bien tratada y bañada en aceite de oliva, queso parmesano y hojitas de albahaca te va a encantar.
Plato fuerte 1: Penne a la cubana. Pasta corta, gruesa, hueca, cocida al dente y bañada en una salsa cubana, picante y especiada, es una de esas sorpresas al gusto que tenés que conocer.
Plato fuerte 2: Risotto a la funghi. Esta es una sorpresa deliciosa y “bacanisima” para los amantes de la comida para sibaritas. Este risotto hecho en caldo de pollo, vino y queso, tiene hongos por su puesto, pero, el gran aporte que lo hace tan especial, es que el mismo don Giorgio hace sus excursiones por las montañas de Medellín y Envigado y los cosecha de manera natural para luego tratarlos en su restaurante y servirlos así… de muerte lenta.
Postre: Salami de chocolate. Este es un postre tradicional de las abuelas italianas, la receta de don Giorgio viene de la suya; es un rollo de brownie con chocolate blanco, que al servir en rodajas tiene el aspecto de un Salami. Se lo sirve con helado de vainilla.
Maridaje: Vino tinto


Número 4: PERÚ CON ALMA


El Poblado, Mall Interplaza Tv. Inferior # 10c-228. De una de las gastronomías más reconocidas del mundo, saltamos a la que es considerada hoy en día la mejor. Este restaurante cumple con la promesa básica que trae en el nombre, su cocina es la conocida Nikkei, que significa inmigrante en japonés y que es como se le conoce a esa fusión de las técnicas de cocción japonesas con los ingredientes del Perú; cuando te enfrentas a una de esas delicias que tienen en su menú te das cuenta de que trae todo el sabor y viene desde el alma. La propuesta nacida de un antioqueño pero cuyos platos fueron creados por un cocinero japonés es una de las formas más deliciosas de acercarse en Medellín a la gastronomía que ostenta el galardón de ser la mejor del mundo hoy en día. Qué te recomiendo:
Entrada 1: Edamames; estas vainillas de la soya, humildemente hervidas en agua y adobadas solo con sal, van a hacer que de un solo tiro se entienda que la belleza del mundo está en lo simple.
Entrada 2: Gyosas; para que me entiendas “empanadas japonesas”, son unos envueltos en papel de arroz de carne molida de cerdo con verduras. Se cuecen en agua, te las sirven con salsa teriyaki, son ¡Gloriosas!
Plato fuerte: Arroz japonés, que te lo hacen con show de tepanyaki, es decir, en la plancha de la mesa en la que te sientas, ahí verás al habilidoso cocinero mover con destreza sus espátulas y cocinar un delicioso arroz adobado con salsa soja y especias, saltear tus vegetales y unos jugosos y sabrosos trozos de cerdo que en japonés son denominados Yakibuta, (cerdo en rollo). La verdad, es que el cerdo es tan bueno, que hasta pensé en cambiar mi porción de arroz, por más cerdo.
Postre: Suspiro limeño, el famoso postre peruano por excelencia que como su nombre lo indica, es tan ligero como un suspiro. Trae fresas, arequipe y crema batida.

Numero 5: EL BISTRÓ DE GUY


Calle 39D # 73 - 74 Primer Parque Laureles.  Este es uno de esos lugares que está oculto a simple vista y que todo sibarita de la ciudad debería conocer. Guy es un belga que se enamoró de Medellín y se trajo de su Bélgica natal todos sus conocimientos gastronómicos para combinarlos con los ingredientes más deliciosos y maravillosos del mundo (estas son sus palabras), los colombianos. Su ingenio y sabiduría mezclados con las técnicas clásicas, más los productos más frescos, dan como resultado una fiesta de sabores en tu paladar. Qué te recomiendo:
Entrada 1: Caviar de berenjena. Suena loco para la mente latina que no sabe qué hacer con este vegetal, pero créanme, que luego de probar este manjar, van a ver el mundo con otros ojos. Viene en una cesta de pan duro, es maravilloso.
Entrada 2: Un plato con tres demostraciones de sabor: un omelette de cebollina, un mini sáduche de pollo a la andaluz que es un poco, no mucho, picante y un fricasé de champiñones que es de muerte lenta.
Plato fuerte: unos jugosos y bien asados medallones de carne de res (solomito) con tres salsas tradicionales francesas: Salsa de pimienta verde, algo picante pero muy sabrosa y olorosa, salsa de Provenza, que es algo dulce, muy equilibrada y salsa de champiñones flambeados, oscura y cargada de sabor.
Postre: Una especie de torta de chocolate belga es decir más o menos amarga, pero equilibrada con un dulce perfecto y una torta reventada de durazno, ambos trozos vienen acompañados de un increíble helado de cardamomo y otro de vainilla, hechos por el mismo señor Guy.


Ahí está pues mi Top 5 de restaurantes que conocí en el 2017 y que te recomiendo si no los conoces, para que inicies tu aventura gastronómica del 2018. Ciento treinta y ocho (138) de estos platos fueron compartidos por personas que atendieron mi llamado y fueron conmigo a disfrutar de las más deliciosas y reconfortantes experiencias gastronómicas. A todos ellos les doy gracias por salir conmigo, a los dueños, administradores, cocineros, vendedores y amigos de cada una de las marcas de los restaurantes que estuvieron conmigo en estas aventuras, mil y mil gracias por creer en mi locura y apoyarme, a Productos Patagonia y a Global Wine and Spirits, un abrazo muy especial por caminar conmigo de la mano, aportando sus conocimientos y sus vinos, y a todos ustedes que han leído, escuchado y disfrutado de los contenidos de Salí, abrazos y besos por mil. Espero que este año que empieza esté lleno de comidas, viajes y vida.

Salí a comer, a viajar, a vivir.  

No hay comentarios:

Publicar un comentario